miércoles, 7 de octubre de 2015

Tiza en los zapatos 025: El negocio de los libros de texto

Todos los años, según se acerca septiembre, vemos en periódicos y noticiarios estadísticas del coste de la vuelta al cole. Llenar la mochila no es barato y uno de los principales desembolso son los libros de texto, sobro los cuales se forma un negocio del cual hablamos en esta nueva entrega de Tiza en los zapatos.


2 comentarios:

  1. Un saludo. Oyendo vuestro programa, comentaros que en Andalucía (soy docente aquí) el negocio de los libros de texto lo sigue siendo aunque sean los centros los que gestionan el fondo para la compra de los libros y se consiga de esa forma que no recaiga el gasto en la economía de las familias. Y digo que lo sigue siendo porque ya que se evita el gasto de libros a las familias, no se deja de gastar dinero en comprar a las editoriales unos materiales, que en no pocos casos, incluyen errores tipográficos, errores de cálculo y no digamos opiniones interesadas y partidistas sobre tal o cual tema (hasta aquí puedo leer). Una forma de evitar ese gasto sería disponer de equipos de profesores (seleccionados de la forma que crean conveniente) que en un periodo de tiempo de un curso académico confeccionen los materiales de los diferentes niveles educativos. Se dedicarían durante un año a colaborar con otros compañeros en la confección de los materiales. De esa forma estaríamos empleando menos recursos económicos y los materiales obtenidos serían más versátiles. Estos contenidos se descargarían en una mochila digital, ya sea para acceder a ellos desde casa a través de un plataforma moodle, o desde el centro empleando los recursos TIC en los que se ha derrochado gran cantidad de dinero y que no se ha sabido optimizar por el mal uso que se ha hecho de ellos, o bien que se siguiera con la cesión temporal de dispositivos portátiles (ya sabéis que es una cesión temporal hasta 4º de la ESO y sólo si el alumno titula) consiguiendo así que nuestros alumnos, e hijos, dejen de acarrear varios (bastantes) kilogramos de peso en sus mochilas y sobre sus espaldas. Pero es que además, eso materiales tendrían una supervisión periódica por un equipo permanente "de guardia" con un número más reducido de profesores, que se irían turnando en su puesto cada cierto periodo de tiempo, por aquello del reciclaje intelectual, necesario en nuestra profesión (no agarrarse a una silla es una cosa rara aquí en España). Los recursos desarrollados serían más asequibles, más duraderos (digitales), más fácilmente editables y actualizables, y los alumnos tendrían todos los mismos materiales y soportes para el estudio. Por cierto, las tablets a las que he accedido que son los dispositivos móviles TIC que proporciona la junta de Andalucía son dispositivos muy poco competitivos. Se entiende que no se va a entregar a cada alumno en Andalucía un Ipad de última generación, pero en el mercado hay gran cantidad de dispositivos (tablets android) de mucha mejor calidad. Además de las editoriales, estamos secuestrados por los fabricantes de dispositivos TIC (los notebooks que se entregaron a los alumnos en Andalucía y las tablets que se entregan ahora) que en ninguno de los dos casos, fueron y son dispositivos de calidad media.

    ResponderEliminar
  2. Hola Vicente. El modelo que planteas se hizo para crear los materiales de los estudios de FP a distancia para usarlos en una plataforma moodle. Si no estoy equivocado, los materiales de cada ciclo fueron desarrollados en una comunidad autónoma diferente y luego compartidos a nivel nacional. No se cómo serán dichos materiales en otras ramas, pero en informática te puedo decir que mi experiencia (como alumno y profesor de ciclos a distancia) es penosa.

    Materiales desactualizados, muy poco útiles, nada prácticos...muy mal. Como bien dices el modelo que planteas si se hace bien contaría con profesores para crear material y para actualizar material. En este caso dices que sería más barato, cosa que siendo cierta probablemente no hay que desestimar el coste del salario de los profesores asignados a crear el material, que siendo un trabajo tan completo no creo que lo hicieran a la vez que sus clases diarias.

    En resumen en cuanto a los materiales, muy de acuerdo en el planteamiento pero cuidado con las formas de hacer, que como siempre y como tú también incides, son muy importantes.

    En cuanto a tablets, toda la razón del mundo. Y no sólo hablando de modelos "chinos", BQ por ejemplo ofrece modelos competitivos y de rendimiento aceptable. Acuerdos seguro que se podrían alcanzar, pero parece que interesa más otras cosas.

    En fin, desaprovechamos las posibilidades que nos ofrece la tecnología de adaptarnos a los tiempos, ser más eficientes y más motivadores para nuestros alumnos. Nos toca hacer el trabajo aparte :)

    Muchas gracias por tu comentario, y abiertos al debate ! Un saludo!

    ResponderEliminar